LA NOCHE NEGRA DE BENZEMA

 

El Real Madrid debió ganar por cuatro, cinco o seis goles. Bailó , jugueteó y se mostró infinitamente superior ante un Osasuna , que es un deliro en el esfuerzo, pero que carece jugadores para hacer buen fútbol.
La noticia fue que Benzema. Falló dos penaltis . Sus errores ocasionaron un desperdicio de tranquilidad y un esfuerzo aún superior para su equipo , que tuvo que soportar hasta el final los arreones de un Osasuna opaco en ataque.

Sólo para suscriptores

Tienes que introducir tus credenciales para acceder al contenido. Si aun no eres suscriptor, REGISTRATE.

Los comentarios están cerrados.