¿Y LOS FENÓMENOS VINI Y ANSU?

BARCELONA12REAL MADRID

Un partido decepcionante. El Madrid ganó, por dos jugadas puntuales, sólo al contragolpe. El Barcelona perdió, porque no tiene un equipo ejecutivo y sólo se sostuvo la épica la infinita fuerza del  sobre esfuerzo.  Pero el equipo de Ancelotti, encerrado como un “oso” en su cueva demostró que el Barcelona no tiene factores ofensivos convincentes. El Barça tuvo  “su fiel  nacionalismo" y el Madrid se conformó con un futbol de dudosa velocidad de balón. Sólo cuando tuvo espacios y que sucedió  en muy pocas ocasiones.

Tuvo que ser un disparo de Alaba, en su propio  contragolpe y el “churro” de Lucas Vazquez, los que hicieron  el triunfo, aunque el mismo Alaba sorprendió con su tropezón en el gol de Agüero, achaques de la edad.

Para seguir leyendo, hazte Suscriptor

Date de alta ahora y disfruta de todos los artículos en exclusiva de El Cortador del Césped.

¿Ya eres Suscriptor? Iniciar sesión .

5
4

Los comentarios están cerrados.